admin 10/06/2018

EUROPA PRESS

  • La Red Pública del Agua de Aragón (RAPA) ha convocado este domingo una cadena humana para volver a "exigir respuestas y soluciones" al Gobierno de Aragón en relación al Impuesto de Contaminación de las Aguas (ICA), a la que han asistido un total de 150 personas, según datos de la Delegación del Gobierno de España en Aragón.

Uno de los portavoces de los movimientos sociales agrupados en la RAPA, Enrique Gracia, ha subrayado que llevan "mucho tiempo protestando contra el Plan Aragonés de Saneamiento y Depuración y el ICA", a través de movilizaciones sociales que se van a "intensificar aún más", aunque el Gobierno autonómico "está haciendo oídos sordos a la protesta".

El presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, ya propuso en febrero acometer una reforma del ICA, planteando que se revisase la parte fija de la cuota y se estableciesen varios tramos en la parte variable para incentivar el ahorro de agua. Sin embargo, desde la RAPA han defendido que todavía "no se ha dado ningún paso en esa resolución".

En este sentido, Enrique Gracia ha dicho que ahora es "un momento clave" porque "apenas queda un año para finalizar la legislatura" que, según ha considerado, ha sido una "legislatura perdida" porque el Gobierno de Aragón no ha atendido la "protesta expresada por unos 50.000 hogares zaragozanos a través de los recursos contra el recibo del ICA de 2016".

No obstante, ha afirmado que "es mucho" lo que se ha avanzado y "ya nadie cuestiona" que los pueblos aragoneses tienen "las depuradoras más caras de todo el país" y "el canon de saneamiento más caro disfrazado de impuesto ambiental".

La protesta de este domingo ha consistido en una cadena humana, que ha comenzado en la Consejería de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón -ubicada en la plaza San Pedro Nolasco- y ha finalizado en la Consejería de Hacienda -en la plaza de los Sitios-.

"Ambas tienen la responsabilidad de dar una respuesta a este problema y con esto anunciamos que no nos damos por satisfechos, que el problema sigue vivo y continuaremos con las reivindicaciones", ha declarado Enrique Gracia.

Al llegar a la plaza de los Sitios, el presidente de la Federación de Asociaciones de Barrios de Zaragoza (FABZ), Manuel Arnal, y el secretario general de Comisiones Obreras en Aragón (CC.OO.), Manuel Pina, han leído un manifiesto en nombre de la RAPA para pedir 'Una gestión pública y eficiente del agua', lema de una de las pancartas.

MALA ADMINISTRACIÓN

Manuel Arnal ha aseverado que para sostener una depuración "de forma justa" es necesario "poner fin y cambiar el modelo" de pago del ICA, algo que "no es consecuencia de la distribución de la población aragonesa sino de una mala administración interesada".

"Se está en una permanente huida hacia adelante, ocultando los problemas y castigando a la población. Eso nos lleva a intensificar la respuesta social y jurídica", ha agregado Enrique Gracia.

Ha estado acompañado de otro de los portavoces de la RAPA, José Ángel Oliván, quien ha lamentado que Lambán piense que la polémica por el ICA es un tema que solo se puede "resolver en el ámbito de la política". "No se puede ignorar la movilización social, que continuará mientras la solución política no se produzca".

En este punto, ha anunciado que, después del verano, la RAPA iniciará nuevas campañas, "teniendo en cuenta que probablemente el Instituto Aragonés del Agua girará los recibos de 2017 y les recordará a los ciudadanos" la situación en la que se encuentran. Ante eso, ha asegurado, la Red dará "una respuesta contundente".

PROBLEMA DE TODO ARAGÓN

José Ángel Oliván ha criticado también que el Gobierno de Aragón esté "absolutamente empeñado en considerar que es un problema de Aragón con los zaragozanos, un problema con el Ayuntamiento de Zaragoza, y no lo es" porque afecta a "todos los aragoneses".

"De hecho, los más perjudicados no son los zaragozanos sino muchos habitantes de poblaciones medianas que están pagando cantidades muy superiores a las que deberían", ha argumentado, al tiempo que ha añadido que la reforma del ICA "no se puede solucionar en una mesa política con el alcalde -de Zaragoza-" porque "la presión social va a continuar".

En este sentido, ha precisado que la respuesta está en las Cortes de Aragón, "entre todos los grupos parlamentarios y movimientos sociales", por lo que tiene que ser la comisión parlamentaria -aprobada en febrero para estudiar la aplicación del ICA- quien busque "una solución" de forma "consensuada".

A %d blogueros les gusta esto: