admin 29/05/2018

EUROPA PRESS

  • El presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, también secretario general del PSOE regional, prevé que "a no mucho tardar este país recurrirá al único cauce al que puede recurrir para tratar de normalizar la situación, que es convocar a los españoles a las urnas".

En declaraciones a los medios de comunicación en la localidad turolense de Arcos de Salinas, antes de firmar una nueva edición del Fondo de Inversiones de Teruel (FITE), Javier Lambán ha aseverado que "el PP no puede seguir ni un minuto al frente del Gobierno" de España", añadiendo que "empieza a haber responsables del PP que lo empiezan a reconocer con toda claridad".

Ha considerado que "sería óptimo que en el Parlamento hubiera una mayoría alternativa razonable, pero no la hay", de ahí su previsión de que se celebren, próximamente, elecciones generales.

Ha calificado de "audaz, necesario, honesto y digno" el movimiento realizado por el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, al registrar una moción de censura en el Congreso de los Diputados "ante la irresponsabilidad" del presidente, Mariano Rajoy, puntualizando que "si una de las tareas más urgentes del Estado es aniquilar políticamente al independentismo catalán, con quien no se puede llegar a ninguna clase de acuerdo es con los independentistas y con los separatistas catalanes", lo que también Sánchez "ha dejado claro".

"Van a ser días muy intensos" porque "la situación del país es complicada, la encrucijada es diabólica, y cualquier salida entraña riesgos, pero lo que no puede hacer este país es quedarse parado, que sería lo que supondría la permanencia de Rajoy en el poder".

GÜRTEL

Javier Lambán ha continuado afirmando que "el mayor riesgo para España se llama Mariano Rajoy y PP" porque "después de la demoledora sentencia de Gürtel ha quedado inhabilitado por muchos años para gobernar con decencia este país".

Por este motivo, ha estimado que "Rajoy debería haber asumido su responsabilidad, haber presentado su dimisión y haber convocado elecciones", pero "ante la irresponsabilidad del presidente del Gobierno y del PP ha tenido que ser el PSOE y Pedro Sánchez quien asumiera con dignidad su responsabilidad, quien advirtiera de que la política española está en un callejón sin salida".

El presidente aragonés ha expresado que "atravesamos por una situación gravísima que desestabiliza la economía, la imagen de España en el mundo", lo que "hace necesaria una actuación contundente". El PP está "abrasado, inhabilitado para gobernar" y "se debe ir a la oposición", de forma que "la desaparición de Rajoy de la escena política sería la mejor noticia".

El objetivo de la moción de censura es "responder con dignidad a la indignidad del PP", ha planteado Lambán, quien ha comentado que "todos los caminos para recuperar la normalidad son difíciles, las salidas son difíciles, pero ahora recae la responsabilidad en el Parlamento en su conjunto".

Javier Lambán apoya, como militante socialista, a Sánchez "sin fisuras" y, como presidente del Ejecutivo regional, quiere un Gobierno de España "estable, liberado de las cargas de la corrupción, que tome decisiones, que sea más rotundo, si cabe, con el separatismo catalán que los Gobiernos anteriores, que hinque el diente al gravísimo problema de Cataluña, terminando con la política de apaciguamiento que ha seguido el Estado desde hace décadas".

También quiere que el Gobierno de España "tome en serio a Aragón, invierta en Aragón, acometa de verdad los problemas de financiación, de la despoblación, que el Gobierno del PP ha ignorado; que resuelva los problemas y no cree problemas a los ciudadanos".

NORMALIDAD

El jefe del Ejecutivo aragonés ha opinado que el Gobierno central del PP "se ha limitado a aplicar la Ley y a derivar toda la solución del problema a los jueces, lo cual ha originado no pocos problemas en este país".

El PSOE "quiere recuperar la normalidad en Cataluña, que el Estado de Derecho prevalezca en Cataluña, y encontrar una solución que no se encuentra limitándose a llevar a los tribunales" las decisiones de un Gobierno de la Generalitat de Cataluña, que preside "un fascista que se llama Torra".

Ha aseverado que "no se puede alcanzar ninguna clase de acuerdo por higiene democrática y moral" con Torra, agregando que "ni una fuerza política constitucional española se puede sentar ni un minuto con los independentistas catalanes".

A %d blogueros les gusta esto: