admin 25/05/2016

EUROPA PRESS

  • El grupo municipal del PSOE en el Ayuntamiento de Zaragoza ha abogado por evitar el desalojo forzoso de los conserjes que viven en

las casas de los colegios públicos y ha pedido al Gobierno de Zaragoza en Común (ZEC) que negocie con los sindicatos municipales, que ya le propusieron una salida gradual, progresiva y consensuada.

El PSOE ha tildado de "irresponsabilidad" la decisión de ZEC de ordenar el abandono de las 14 familias que viven en la actualidad en las casas de los colegios públicos y ha reclamado que, si el horizonte debe ser la liquidación de este tipo de viviendas, el desalojo se produzca de mutuo acuerdo con los trabajadores afectados para "evitar escenarios de conflicto y de litigiosidad en absoluto deseables".

En este sentido, el PSOE ha presentado una moción que se debatirá en el próximo Pleno municipal y que insta al equipo de gobierno a negociar con los sindicatos municipales, que ya le propusieron

una salida progresiva de los inquilinos de estas casas, conforme los trabajadores se jubilen o cambien de destino.

De hecho, han asegurado, se trata de una posición "notablemente más adecuada", que la iniciativa que ha tenido el Gobierno municipal, "como siempre sin contar con nadie, y que se distingue por crear problemas donde no los hay".

Los socialistas han asegurado que no entienden este "desahucio express" que es hasta "estéticamente discutible", por cuanto debe hacerse efectivo al inicio de la próxima legislatura, dejando el problema o el foco de conflicto que se pueda crear a la corporación entrante.

"POR LAS BRAVAS"

Además, esta decisión "unilateral" de ZEC no tiene en cuenta tampoco que la presencia de estos trabajadores en las casas de los colegios responde a un "modelo pretérito en el que los beneficiarios han podido adquirir derechos que harían imposible una salida por las bravas, tal y como plantea el Gobierno de Santisteve".

En una nota de prensa, el PSOE ha apuntado que "no deja de ser

llamativo para los socialistas que un Gobierno que hizo de bandera teórica la lucha contra la emergencia habitacional se dedique ahora a generar problemas de alojamiento a 14 trabajadores municipales que, contrariamente a los argumentos esgrimidos desde la Coordinación del área de Derechos Sociales, que ha dirigido esta cuestionable iniciativa, sí generan un valor añadido en el servicio que prestan al Ayuntamiento de Zaragoza".

De hecho, los conserjes que viven en las viviendas habilitadas en los colegios aportan un "plus de seguridad" sobre todo en los largos periodos vacacionales, cuando los centros permanecen sin actividad docente.

El PSOE ha citado otros aspectos como la "disponibilidad" de su horario, que les hace estar presentes a cualquier hora del día o de la noche ante cualquier contingencia en un edificio que sigue siendo de titularidad municipal y que los conserjes "contribuyen de manera decidida a conservar en las mejores condiciones de uso".

A %d blogueros les gusta esto: