admin 28/05/2018

EUROPA PRESS

  • ZARAGOZA, 28 (EUROPA PRESS)

El Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del Gobierno de Aragón destina 12,4 millones de euros para abordar los daños en producciones e infraestructuras agrarias por las últimas riadas del Ebro, que se registraron del 13 al 17 de abril.

Las inundaciones que produjeron las avenidas afectaron a varias zonas de la ribera del Ebro y de sus afluentes, produciendo daños en infraestructuras públicas de riego propiedad de las comunidades de regantes. De no repararse pronto estas afecciones, no se podrá suministrar agua de riego, ocasionando daños irreversibles en los cultivos que no se han perdido con las riadas o imposibilitando nuevas siembras.

Las subvenciones del Ejecutivo autonómico para paliar estos daños han sido presentadas este lunes, en una rueda de prensa en el Edificio Pignatelli de Zaragoza, por el consejero de Desarrollo Rural, Joaquín Olona, y el director general de Desarrollo Rural, Jesús Nogués.

El Gobierno aragonés ya publicó el Decreto-Ley 2/2018, de 8 de mayo, por el que se establecen medidas urgentes para reparar los daños causados y las pérdidas producidas en el territorio de Aragón por los desbordamientos. Este decreto ley contemplaba la posibilidad para la Administración de actuar directamente en la reparación de infraestructuras de riego comunitarias.

A partir de ese momento, el Departamento de Desarrollo Rural ha efectuado las valoraciones iniciales de daños sobre el terreno con todas y cada una de las Comunidades de Regantes afectadas. Este trabajo se ha realizado tan pronto como ha sido posible, ya que para acceder y comprobar los daños era necesario que se retirase el agua. Ha sido, por tanto, en este momento cuando se ha podido conocer la magnitud de los daños y la necesidad de declaración de la actuación de la Administración por la vía de emergencia.

Por ello, con fecha de 23 de mayo de 2018, Olona procedió a la firma de dos órdenes de procedimiento de emergencia con las que se actuará para reparar los daños ocasionados en estas infraestructuras en función de las estimaciones realizadas según daños observables.

La primera orden se encarga de los trabajos de reparación contratados a 12 empresas, que actuarán sobre doce zonas dañadas en las que se ha dividido el siniestro, diez en el Ebro y dos en los ríos Arba y Jalón, con un presupuesto máximo de 5.780.000 euros. La segunda sirve para hacer un encargo a la empresa pública Sarga con el propósito de elaborar la redacción de las memorias, la coordinación de seguridad y salud y vigilancia ambiental por un total de 246.677,50 euros. Por lo que, en total, el Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad destinará 6.026.677 euros a la reparación de este tipo de infraestructuras.

INICIO DE LOS TRABAJOS

Los trabajos se iniciarán esta semana en aquellas áreas que no sean ambientalmente sensibles, mientas que seguidamente se iniciarán en aquellas en las que ya se está trabajando para la obtención de los informes ambientales necesarios, y que empezarán a estar la semana que viene. Además, el hecho de que haya doce empresas ayudará a empezar a actuar en diversas zonas.

Las obras se ejecutarán, tal y como indica el artículo 120 de la Ley de Contratos del Sector Público, con sujeción a las órdenes del director de obra con la mayor rapidez posible, conforme se realicen dichos trabajos, en algunos casos es necesario que el agua se haya retirado completamente, se confeccionarán las memorias de las acciones realizadas para su posterior pago, pudiéndose aumentar el presupuesto si como consecuencia de los trabajos se viera que en las doce zonas se hubiesen producido mayores siniestros que los inicialmente percibidos.

Próximamente, saldrá una convocatoria de subvenciones en compensación de los daños en cultivos y explotaciones agrarias. Se ha efectuado una valoración de los mismos sobre el terreno, previéndose una cifra de 6,4 millones de euros.

Para que los afectados puedan dar parte de los daños en los infraestructuras particulares, se han mantenido reuniones con las Oficinas Comarcales Agroambientales (OCA) de la zona de afección, de forma que los agricultores afectados pueden ya levantar un acta de no inicio para empezar a reparar las afecciones en sus instalaciones dando parte a la OCA.

También, en el caso de las producciones, los afectados que deseen levantar el cultivo pueden ya en estos momentos ir a las OCA a solicitar que se realicen actas de no inicio para el caso de tener cultivos que no se encontraban garantizados por el seguro este año por no estar todavía abierto el periodo de contratación en el momento en que se produjo el evento.

Por parte de la OCA se está ya procediendo a levantar las correspondientes actas y si cumplen la condición que esas parcelas de estar aseguradas el año anterior, podrán efectuar la solicitud cuando se publique la convocatoria y acceder a las ayudas correspondientes.

Después, tan pronto como se publique la Base Reguladora y la Orden de convocatoria de ayudas directas previstas por el Decreto Ley, que se prevé en las próximas semanas, podrán formalizar la solicitud y acceder a las ayudas establecidas.

En el caso de cultivos asegurados, Agroseguro está procediendo a la peritación de los mismos. Tan pronto como tenga los resultados, se procederá a la tramitación de las compensaciones, también previa solicitud formalizada por parte del interesado, la parte que no asume Agroseguro -franquicias-.

Sobre las precipitaciones que se están registrando en los últimos días, Olona ha comentado que estas lluvias están afectando a daños que ya se tienen contemplados, pero no se prevén problemas de desbordamientos.

AYUDAS DEL MINISTERIO

El consejero de Desarrollo Rural ha explicado que el Gobierno de Aragón hubiese preferido que estas ayudas se concediesen "de forma simultánea" a las comprometidas por el Ministerio de Medio Ambiente, "pero todavía no las han concretado". Joaquín Olona ha precisado que el Ejecutivo autonómico ha actuado "con la mayor urgencia posible".

Asimismo ha asegurado que sigue confiando en que el Gobierno central cumpla con sus compromisos, al tiempo que ha recordado que la ministra de Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, en una visita a Zaragoza durante el periodo de avenidas, anunció que la zona sería declarada de urgente actuación.

La semana pasada, la secretaria de Estado de Medio Ambiente, María García Rodríguez, informó de que la Confederación Hidrográfica del Ebro iba a solicitar la declaración de emergencia para el primer bloque de actuaciones.

En este contexto, Olona ha anunciado que va a mantener una reunión con la secretaria de Estado de Medio Ambiente el próximo 12 de junio. En este encuentro le exigirá que la Administración central actúe en aquellos ámbitos en los que tiene competencia, como en el cauce de los ríos, y que colabore en los que no tiene competencia pero puede colaborar, es decir, en el ámbito agrario.

El consejero ha remarcado que, sobre todo, pedirá a María García Rodríguez que se ponga "el foco" en las actuaciones preventivas. "Con las avenidas vamos a tener que convivir, pero hay que tomar medidas, con la prevención podremos evitar muchos daños agrícolas y en cascos urbanos", ha finalizado diciendo.

A %d blogueros les gusta esto: