admin 04/11/2014

EUROPA PRESS

Desde 2012 el Ejecutivo ha concedido 1,4 millones de subvenciones en esta línea de ayudas

El Gobierno aragonés ha destinado 600.000 euros a proyectos de internacionalización de empresas de la Comunidad autónoma. En total, este ejercicio 97 empresas se ven beneficiadas por estas ayudas.

En una rueda de prensa, este lunes, en el Edificio Pignatelli, el consejero de Economía y Empleo, Francisco Bono, acompañado por el director general de Economía, José María García, ha destacado la apuesta del Ejecutivo autonómico por la internacionalización de las empresas para la salida de la crisis, una iniciativa que se enmarca dentro de la Estrategia Aragonesa de Competitividad y Crecimiento.

«La salida a los mercados exteriores está ayudando a las empresas a ganar en competitividad, no sólo con la vista puesta en la exportación sino también para la cooperación empresarial o búsqueda de socios y proveedores», ha asegurado Francisco Bono.

Ha considerado que, en esta labor de internacionalidad, es «importante» que el tejido empresarial encuentre apoyo en la Administración pública.

En este punto, ha matizado que es, además de esta línea de ayudas, el Departamento también apoya la internacionalización de las empresas a través de los servicios que presta la empresa pública Aragón Exterior.

«En estos dos años y medio, desde enero de 2012, AREX ha desarrollado 618 proyectos individualizados de internacionalización para empresas aragonesas, superando el millón y medio de euros de facturación por estos proyectos», ha relatado.

Empresas beneficiarias

De las 97 empresas que se han beneficiado de las ayudas este 2014, 12 pertenecen al sector agroalimentario, 11 a nuevas tecnologías, tres a automoción, dos a logística y, el resto, a otros ámbitos como la energía o el turismo.

El director general de Economía, José María García, ha informado de que 76 pertenecen a la provincia de Zaragoza, 11 a Teruel y 10 a Huesca.

Para la selección de las empresas, ha continuado, se han tenido en cuenta criterios como el carácter general de las acciones de internacionalización de las empresas, la innovación, que sean capaces de medir los resultados que los proyectos suponen para ellas y que se trata de mercados en los que no hayan estado.

Respecto a los mercados por los que las compañías aragonesas están apostando, José María García ha comentado que en los últimos años se está trabajando más en Estados Unidos, Asia y China, sin olvidar Europa, mercado tradicional de las empresas españolas.

Experiencias en el mercado internacional

Los responsables de las empresas Hispano Vema y Ringo Válvulas, Noelia Villalba y José Manuel García Monclus, respectivamente, han expuesto a los medios de comunicación sus experiencias en el mercado internacional, tras haber sido beneficiados de estas ayudas del Gobierno autonómico.

Noelia Villalba ha apuntado que Hispano Vema desarrolla equipos y sistemas profesionales para el sector NBQ (defensa militar contra ataques nucleares, bacteriológicos y químicos).

Su especialidad reside en la fabricación de equipos de logística de campaña, hospitales de campaña, tratamiento de agua, generadores y cabañas de protección (shelters). La compañía genera 15 puestos de trabajo directo, la mayoría ingenieros, y unos 50 indirectos en otras industrias aragonesas.

En concreto, los proyectos de la empresa durante los últimos meses han sido la creación de un campamento sostenible e integral para la Fuerza Aérea Colombiana y el suministro de 60 contenedores cisternas para agua y tanques de combustible para el Ejército de Chile, con una capacidad de 16.000 litros para facilitar su transporte, suministro y almacenaje.

Este suministro se puso a disposición de la población civil chilena en los terremotos sucedidos en el norte del país el pasado mes de abril. Esta acción dio prestigio a la empresa y una excelente entrada para potenciar su actividad en Latinoamérica.

La ayuda que la empresa ha recibido en la convocatoria del Gobierno de Aragón del año 2014 se ha destinado a cofinanciar los viajes de misión inversa de los auditores de ambos proyectos a sus instalaciones y las de sus subcontratistas y para los gastos de homologación de cisternas de combustible en Chile.

Desde su experiencia, Villalba ha remarcado que «internacionalizar es distinto a exportar», dado que lo primero requiere «cambiar la estructura de la empresa y tener una estrategia», a lo que hay que dedicar «tiempo, servicios y personal».

Así, ha reconocido la importancia de recibir apoyo «económico y moral» por parte de instituciones, no obstante, «ninguna empresa puede basar su internacionalización en subvenciones, aunque vienen muy bien».

VÁLVULAS

La empresa Ringo Válvulas lleva más de 30 años en la industria de las válvulas. Desde su constitución ha diseñado y fabricado sus propias válvulas fundidas y forjadas. Está situada en el polígono industrial Empresarium de Zaragoza.

Ofrece una amplia gama de válvulas de acuerdo con los estándares reconocidos en una gran variedad de materiales (acero carbono, aceros aleados, aceros inoxidables y duplex).

Sus diseños son específicos para la industria química, petroquímica, de gas y petróleo, de tratamiento de aguas e instalaciones de generación de energía. Entre su producción destaca el suministro de válvulas para las centrales nucleares. Ringo Válvulas cuenta con 88 trabajadores y la previsión de contratación para el año 2015 es de diez personas más.

El principal objetivo de su proyecto de internacionalización, y por el que se ha solicitado la subvención al Gobierno de Aragón, es la introducción y consolidación de Ringo Válvulas en nuevos mercados (Rusia, Mar del Norte, Suecia, Sudeste Asiático, Canadá y Estados Unidos) y para dar a conocer nuevos productos (válvulas especiales de gran tamaño, criogénicas, submarinas, nucleares y en un futuro cercano, las axial y chocke), resultado de sus propias investigaciones de I+D+i de los últimos años.

José Manuel García ha aclarado que su empresa exporta el 85 por ciento de su producción, «nacimos con vocación de exportar», y ha subrayado la apuesta de la empresa por servicios de calidad frente a los de bajo coste.

Ha considerado que lo más complicado de la internacionalización es «establecer redes comerciales bien constituidas en los nuevos mercados, hay que tener paciencia».

CONVOCATORIAS

El Departamento de Economía, en 2012, comenzó a apoyar la actividad internacional a través de la convocatoria de una serie de ayudas, que se dotaron con 300.000 euros.

La partida destinada ha esta iniciativa en el año 2013 se incrementó hasta los 500.000 euros y, en este ejercicio 2014, se han alcanzado los 600.000 euros, a repartir entre las 97 empresas beneficiarias.

De esta forma, en estos tres años se han concedido 1,4 millones de euros de subvenciones a las empresas para sus proyectos de internacionalización.

Casi 300 empresas se han beneficiado de las convocatorias y estas subvenciones han permitido a las empresas cubrir alrededor del 30 por ciento de los costes de su salida al exterior.

More: El Gobierno aragonés destina 600.000 euros a proyectos de internacionalización de empresas en 2014

scutece bio

A %d blogueros les gusta esto: