admin 28/05/2018

EUROPA PRESS

  • La ministra de Defensa, Dolores de Cospedal, ha visitado este lunes el campo de maniobras de San Gregorio, en Zaragoza, donde ha conocido el trabajo que realiza el Ejército de Tierra en el Ejercicio 'Valiant Lynx 2018', que servirá para organizar un despliegue, dentro de la OTAN, en Letonia el próximo mes de julio. "Tenemos que estar preparados para nuevos retos", ha afirmado.

En una breve alocución a una representación de los aproximadamente 3.000 militares de la Brigada Guadarrama 12 -con sede en Madrid- desplegados desde el pasado 17 de mayo hasta este lunes en San Gregorio, con 700 vehículos, la ministra ha destacado la importancia el adiestramiento y el "espíritu de sacrificio" de las tropas, así como de la vocación de servicio. Los 120.000 hombres y mujeres del Ejército español "cuidan nuestra seguridad y nos protegen", ha aseverado Cospedal.

Ha observado que el Ejercicio 'Valiant Lynx 2018' permite capacitar a los militares para actuar "en escenarios exigentes, en un mundo donde las amenazas son ya no solo convencionales, sino que están cambiando todos los días".

Tras destacar que las condiciones climatológicas en que se está desarrollando el ejercicio no son las más favorables, ha comentado que hacen el Ejercicio "más realista" y prepara a los militares "para cualquier eventualidad". Ha hecho notar que este es el ejercicio más importante que va a realizar el Ejército de Tierra en todo el año y también el más destacado en el ámbito de la colaboración con la Alianza Atlántica.

La ministra ha explicado que el Ejercicio 'Valiant Lynx 2018' pretende conseguir que las unidades y cuarteles generales del Ejército de Tierra estén "perfectamente preparados para ser interoperables y funcionar en situaciones de necesaria defensa colectiva", así como "actuar en un momento de gran exigencia" junto con los socios y aliados de España.

Dolores de Cospedal ha llamado la atención sobre la participación, en el Cuartel de Bétera (Valencia) y los campos de maniobras de San Gregorio (Zaragoza) y Chinchilla (Albacete), de 5.000 militares, 235 vehículos acorazados, 550 vehículos ligeros y otros de diversos tipos hasta sumar 1.000 unidades, y 160 contenedores, además de la inteligencia y las funciones de mando y control. "Están trabajando estos días y adiestrándose para procurar la mejor Defensa a los intereses de España y a las familias españolas".

Ha considerado que "muchas veces no se es consciente de la labor que realizan nuestros militares dentro y fuera de las fronteras y la preparación que tienen que realizar todos los días para estar dispuestos a defender la seguridad de todos los españoles".

EXCELENTE TRABAJO

"Se está realizando un excelente trabajo" y las capacidades de mando y control de Tierra "son extraordinarias", ha continuado Dolores de Cospedal, quien ha añadido que el Ejército evaluará después los resultados del Ejercicio para mejorar la preparación de los participantes.

La ministra de Defensa ha mantenido una entrevista por videoconferencia con el general Francisco Gan Pampols, jefe del operativo desplegado en Chinchilla, y posteriormente ha visitado una exposición de material, para después desplazarse en helicóptero al área conocida como 'Tres Poyetes', desde donde ha observado una 'viñeta', una actuación conjunta de aviones de combate, helicópteros tigre, carros de combate Leopardo y vehículos acorazados Pizarro.

En esta zona han actuado, asimismo, la artillería de campaña y el Grupo Táctico Covadonga en posiciones de tiro, con Vehículos de Combate de Infantería.

Este Ejercicio sirve, también, para comprobar las capacidades del Cuartel General de la División 'San Marcial' de Burgos y otras unidades del Ejército español, así como el Mando Terrestre de la OTAN con sede en Izmir (Turquía), la Unidad de Integración de Fuerzas de la OTAN en Estonia y las Brigadas mecanizadas de Portugal y Grecia.

Han acompañado en este viaje a la ministra el secretario de Estado de Defensa, Agustín Conde, y el subsecretario, Arturo Romaní. Los tres han sido recibidos en San Gregorio por el Jefe del Estado Mayor del Ejército (JEME), el general Javier Valera.

TECNOLOGÍA ECOLÓGICA

El teniente coronel Carlos Berrocal, de la Brigada Guadarrama 12, ha enfatizado que este es el Ejercicio de mayor envergadura que realiza este año el Ejército de Tierra y que el objetivo principal es integrar tres niveles de mando simultáneos: cuerpo de Ejército, que está desplegado en el campo de maniobras de Chinchilla, División y Brigada en el contexto de una operación multinacional por la agresión a uno de los miembros de la OTAN, Estonia.

De esta forma, se entrenan para la mencionada operación real ante un hipotético enemigo simétrico -convencional- y "menos convencional". Se emplea material de última generación para gestionar el control del espacio aéreo de Estonia.

En este Ejercicio, el Ejército español está experimentando con el Vehículo Ecológico de Rápido Despliegue (VERDE), que mediante paneles solares y dos pequeños aerogeneradores abastece de energía eléctrica al puesto de mando de una Brigada, activándose un tradicional grupo electrógeno cuando la producción energética se sitúa por debajo del 30 por ciento de su capacidad. El objetivo a largo plazo es utilizarlo en todas las unidades.

También están empleando una unidad NBQ que trabaja con wifi y un prototipo de puesto de mando inalámbrico, han explicado a los medios de comunicación fuentes militares.

A %d blogueros les gusta esto: